FAMI combate el envejecimiento prematuro

La Técnica FAMI usa tus propios tejidos para un rejuvenecimiento natural sin bisturí.

Antes de FAMI

6 meses después con FAMI

La paciente lamenta el envejecimiento prematuro de su rostro debido a la pérdida ósea y muscular que ha sufrido con el paso del tiempo.
La Técnica FAMI suavizó las líneas de expresión de la paciente y le devolvió volumen y profundidad a su rostro.

Antes de FAMI

6 meses después de FAMI

Con el envejecimiento prematuro de su rostro, la paciente había perdido mucho volumen facial y lidiaba con marcas de expresión profundas.
La Técnica FAMI revitalizó su imagen, aportándole volumen a su rostro, realzando sus pómulos y suavizando sus marcas de expresión.

Antes de FAMI

2 años después de FAMI

Antes de someterse a los cuidados de la Técnica FAMI, la paciente presentaba una imagen dura, que denotaba desgaste.
2 años después, los resultados han ido en aumento. Las marcas de expresión han perdido profundidad y su rostro ha ganado volumen.

La paciente en su juventud

Antes de FAMI

De joven, la paciente presentaba un rostro de forma triangular y proporciones armoniosas.
Con los primeros signos del envejecimiento, su contorno facial adoptó una forma cuadrangular.

La paciente en su juventud

Después de FAMI

Con apenas 30 años, la paciente lucía un aspecto joven y lleno de vitalidad.
La Técnica FAMI ha hecho posible que recupere una imagen muy similar a la que lució durante su juventud.